¿Qué es un ETF corto de oro?

¿Qué es un ETF corto de oro?

Un ETF corto de oro es un fondo que busca beneficiarse de una disminución en el precio del oro. A estos ETF también se le conocen como ETF de oro inverso o ETF de oso de oro.

En algunos casos, los ETF cortos de oro ofrecerán un apalancamiento adicional a los inversores. De modo que una disminución dada en el precio del oro se traduciría en un aumento aún mayor en el valor del ETF, y viceversa. Estos se conocen como ETF de oro corto apalancado.

El oro a menudo aumenta en tiempos de incertidumbre económica, como en medio de crisis financieras. Por lo tanto, los ETF cortos de oro pueden ser útiles para inversores contrarios que creen que otros inversores pueden estar sobreestimando los riesgos que enfrentan en esos períodos.

Algunos ETF cortos de oro también ofrecen apalancamiento adicional, que maximizaría las ganancias o pérdidas potenciales incurridas en la posición.

Comprendiendo el ETF corto de oro

Al igual que todos, los ETF cortos de oro son productos de inversión que se negocian en la bolsa de valores pública. El inversor al elegir un ETF de este tipo, gana exposición a un valor cuyo precio de mercado está diseñado para seguir el patrón opuesto al precio de mercado del oro mismo.

Por ejemplo, si el oro aumenta en un 10% en un día de negociación dado, el ETF corto de oro en teoría disminuiría en un 10%. Del mismo modo, si el oro disminuye en un 10%, el ETF de oro corto aumentaría en la misma cantidad.

Aunque los ETF son generalmente muy precisos en el seguimiento de sus activos o índices subyacentes, no hay garantía de que necesariamente tengan éxito en hacerlo. De hecho, es común que los ETF tengan una pequeña cantidad de imprecisión, lo que comúnmente se conoce como error de seguimiento del ETF. Además de buscar ETF con tarifas bajas, los inversores también deben considerar cuán bajos han sido sus errores de seguimiento histórico.

Dependiendo del proveedor del ETF de oro corto, la metodología exacta utilizada para producir el producto podría variar sustancialmente. Por ejemplo, algunos proveedores pueden vincular el ETF de oro corto a un ETF que es oro largo, como el popular SPDR Gold Trust (GLD).

Otros podrían vincular el ETF corto de oro con acciones mineras de oro o con un subconjunto específico de contratos de futuros de oro. Una vez más, es importante que los inversores comprendan la metodología utilizada para calcular los precios de mercado diarios del producto.

Comentarios finales sobre el ETF de oro corto

Históricamente, los inversores han tendido a invertir en oro en momentos de mayor ansiedad financiera, como en medio de una crisis crediticia o crisis financiera. En otros tiempos, la demanda de oro puede ser estimulada por las preocupaciones sobre la inflación.

En los años posteriores a la crisis financiera de 2007-2008, por ejemplo, el precio del oro aumentó sustancialmente en parte debido a los temores de que la política monetaria expansiva del gobierno podría causar una disminución del valor del dólar estadounidense (USD).

Por supuesto, siempre habrá inversores que deseen apostar contra la corriente. Los productos como los ETF de oro corto proporcionan una manera conveniente de adoptar una posición contraria sin necesidad de incurrir en los costos de transacción, financiamiento o retención asociados con la venta directa en corto de los activos en cuestión.

Para tales inversores, hay muchas opciones potenciales disponibles. A modo de ejemplo, el DB Gold Short ETF (DGZ) busca proporcionar rendimientos que están inversamente relacionados con el rendimiento mensual promedio del oro.

Otros valores, como VelocityShares 3x Inverse Gold ETF (DGLD), tienen el mismo objetivo, pero también proporcionan apalancamiento para maximizar el rendimiento potencial. Por supuesto, si el precio del oro aumenta durante el período de tenencia, entonces las pérdidas incurridas por mantener un ETF apalancado también se maximizarían.

Share